lunes, 11 de febrero de 2019

Guiso de mejillones


Empezamos la semana con un platito rico y saludable. Los mejillones están ahora en un momento fantástico, son económicos, una estupenda fuente de proteína y nuchas propiedades beneficiosas para nuestra salud ya que nos  aportan vitamina B-12, selenio, potasio, zinc, vitamina C vitamina A, y son ricos en ácidos grasos Omega-3.

Vamos al guiso de mejillones. Para hacerlo necesitamos:

Ingredientes:
  • 1 kilo de mejillones
  • 1 cebolleta
  • 1 diente de ajo
  • 1 hoja de laurel
  • aceite de oliva virgen, sal
  • 1/2 vaso de vino blanco
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • 4 patatas
  • caldo de pescado


Preparación del guiso:

  1. Empezamos por poner aceite de oliva en una olla y le añadimos la cebolleta y el ajo picados en trocitos muy pequeños. Rehogamos a fuego lento con una pizca de sal, y pasados un par de minutos añadimos el laurel y dejamos hacer hasta que el sofrito esté bien pochado. 
  2. Echamos el vino blanco y subimos el fuego durante dos minutos para que se evapore.
  3. Cortamos las patatas en trozos, procurando romperlas justo al final del corte de forma que nos ayuden a ligar la salsa y rehogamos junto con la cucharadita de pimentón para que las patatas vayan tomando el sabor de la preparación.
  4. En este punto añadimos el caldo de pescado (bien caliente) pero en pequeñas cantidades para que la salsa no nos quede líquida, teniendo en cuenta que los mejillones también van a soltar líquido. Colocamos los mejillones (hay que lavar bien la concha) y dejamos que el guiso se haga a fuego lento durante unos 10 minutos, que es el tiempo que tardarán las patatas en estar en su punto. Debemos vigilar la cantidad de líquido de la salsa por si fuese necesario añadir más caldo de pescado.
  5. A la hora de presentarlos, les retiré la concha a la mayoría y dejé una pequeña cantidad con concha para decorar.


Delicioso!

Bo proveito!¡Buen provecho!

martes, 5 de febrero de 2019

Crema de coliflor y boniato con salteado de jamón y castañas




Parece que el invierno no nos abandona, así que los platos de cuchara siguen siendo los mejores para hacernos entrar en calor.

Esta crema es muy simple pero tiene un estupendo sabor, incluso para los que no les guste la coliflor esta crema sí les gustará.

Ingredientes:
  • 1 cebolla mediana
  • 2 dientes de ajo
  • 1 boniato grande
  • 2 zanahorias grandes (sobre unos 200g)
  • 250g de coliflor
  • aceite de oliva virgen extra (sobre 50 ml)
  • sal
  • 1/2 litro de caldo de verduras (o de agua )


Para la decoración: taquitos de jamón, castañas cocidas, y queso San Simón

Preparación:

En una olla ponemos un chorro de aceite que cubra la base y salteamos el ajo y la cebolla cortados en trozos grandes. Pasados unos minutos añadimos el resto de verduras en trozos, sal y rehogamos un par de minutos más.

Agregamos el caldo y dejamos cocer durante unos 30 minutos. Si vemos que se queda escaso de líquido le ponemos un poco más.

Cuando las verduras estén tiernas las pasamos por la batidora y por el chino. Mi truco suele ser retirar un poco del líquido de la cocción e ir incorporándolo cuando la paso por la batidora hasta que me queda con la textura que me gusta.

Para completar el plato preparé un salteado con taquitos de jamón y castañas (las tenia ya cocidas y congeladas)

Además hice unas tejas de queso San Simón. Son muy sencillas de hacer: ponemos sobre papel de horno pequeños montoncitos del queso rallado separados unos de otros, le damos una forma ligeramente rectangular  y los metemos en el horno con función grill, o con calor por arriba a unos 200º, y cuanto estén derretidos y tomen un poco de color dorado los retiramos y colocamos sobre unos vasos para darle la forma. Deben estar calientes al colocarlos para que no se rompan. Las dejamos enfriar y tenemos las tejas listas.

Servimos bien caliente...listo!



Bo proveito!¡Buen provecho!

lunes, 7 de enero de 2019

Endivias rellenas de salmón ahumado y manzana




Tan pronto como pasa el día de Reyes parece que nos volvemos locos por empezar una dieta que nos ayude a rebajar todos los excesos de Navidad.

Creo que para que una dieta funcione debe ser sabrosa y variada, porque el aburrimiento es el principal enemigo!

Esta primera receta de 29 01es sencilla, nos ayuda a regular el colesterol y por lo tanto es cardiosaludable. Ideal para una cena ligera o un entrante.

Ingredientes:
  • Endivias
  • salmón ahumado
  • manzana
  • cebolleta fresca
  • aceite de oliva virgen extra, sal y limón o vinagre, mostaza y cebollino

Preparación:

Retiramos las hojas externas de las endivias y limpiamos las hojas que vamos a usar con un paño. No debemos mojarlas porque entonces amargan.

En un bol cortamos la manzana en daditos, el salmón ahumado en trocitos, la cebolleta cortada muy pequeña, y aliñamos con el aceite de oliva, sal y el vinagre o el limón según nos guste más, la mostaza (una cucharadita) y el cebollino. Dejamos que esta mezcla repose unos diez minutos antes de rellenar las endivias.

Listo, a disfrutar!



Bo proveito! ¡Buen provecho!

miércoles, 12 de diciembre de 2018

Arbol de Navidad con galletas especiadas


  • En estas fechas siempre preparo galletas para decorar con glasa. Hace tanto tiempo que las hago que se ha convertido en algo tradicional en mi casa, como el turrón, los polvorones o los mazapanes.
La receta de las galletas es la que hago habitualmente con unas pequeñas variaciones. 
Os dejo el link a la receta original galletas de mantequilla
También podéis usar esta otra receta para los intolerantes o alérgicos al huevo  Galletas de unicornio.

Vamos con la receta.


Ingredientes para las galletas especiadas de Navidad:

  • 250 g de azúcar
  • 250 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 500 g de harina
  • 1 huevo a temperatura ambiente
  • 1 cucharada de leche si fuese necesario
  • 1/2 cucharadita de canela en polvo
  • 1/2 cucharadita de jengibre en polvo
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada

Preparación:

Batimos la mantequilla con el azúcar, añadimos el huevo y batimos hasta que se integre totalmente y en ese momento añadimos la harina en dos tandas y las especias.

Precalentamos el horno a 180º.

Amasamos bien con un robot bien a mano (aunque yo usó la ktichenAid siempre las acabo amansando a mano para que la masa me quede perfecta). Dividimos la masa en dos, la estiramos encima de papel de horno con un rodillo hasta que nos quede medio centímetro de grosor y la metemos en la nevera un rato para que sea más cortarla con los cortadores.

Yo usé los cortadores de árbol de Wilton, pero podéis usar unos en forma de estrella con tamaños diferentes.

En este árbol no utilicé los dos tamaños de cortadores más grandes, pero otros años sí lo hice y queda un árbol precioso.

Cortamos dos porciones con cada tamaño de cortador, empezando por las más pequeñas, las vamos colocando encima de la bandeja de horno cubierta con papel. 

Las metemos unos 15 minutos a media altura, y las retiramos antes de que se tuesten. Las dejamos enfriar sobre una rejilla, y hacemos la segunda tanda de galletas.

Debemos manejarlas con cuidado ya que mientras están calientes son quebradizas. 

Cuando estén frías las decoramos con glasa.

Ingredientes para la glasa: 

He usado el preparado para royal icing de Fun cakes, solo hay que seguir sus instrucciones y queda fantástica. 

He usado la boquilla nº2 de wilton.




De todas formas os dejo dos enlaces a dos recetas de glasa por si no tenéis el preparado, una de las recetas con clara de huevo y otra con el merengue en polvo, así la podéis hacer sin problemas




Os dejo la decoración que hice el año pasado, usando colorante en gel de Wilton y la boquilla 1M para la glasa verde y la nº1 para la glasa roja.



Imprime la receta